Noticias/Novedades

Olivo orgánico: un cultivo en constante crecimiento

18 junio 2019 · Novedades

Distintos informes dan cuenta del crecimiento de este cultivo tanto a nivel nacional como internacional.

De acuerdo a un informe del Instituto de Investigación de Agricultura Orgánica (FiBL), la producción mundial de olivo orgánico se encuentra actualmente en expansión. En 2017 se registraron 883 mil hectáreas de aceitunas bajo producción orgánica, lo cual representa el 8,3% de la superficie total de olivos recolectados en el mundo (10.7 millones de hectáreas según FAOSTAT).

El cultivo a nivel mundial

En cuanto a su distribución geográfica, la mayor parte del área destinada a olivos del mundo se encuentra en el continente europeo (67%), seguido por el norte de África (30%). Los principales países en los que se cultivan las aceitunas se encuentran alrededor del Mediterráneo, siendo España es el mayor productor con 2.6 millones de hectáreas, seguido de Túnez (1.6 millones de hectáreas) e Italia (1.2 millones de hectáreas). Grecia y Marruecos también son productores importantes. Sin embargo, respecto a la superficie exclusiva de olivos orgánicos, Túnez tiene la mayor área de aceitunas orgánicas (más de 254 mil hectáreas), seguida de Italia (casi 236 mil hectáreas) y España (más de 195 mil hectáreas). En Túnez, el 15,5% de la superficie de olivos es orgánico y en España casi el 8%. Francia tiene la mayor participación orgánica, con un 27,3% de la superficie de olivo siendo orgánica.

El cultivo en Argentina

Argentina se encuentra en el puesto 9 del ranking mundial por encima de Francia, con un total de 4.9 miles de Hectáreas de olivo orgánico, situadas principalmente en las provincias de Catamarca, La Rioja, Mendoza y San Juan.

Desde 2004, cuando se recopilaron por primera vez los datos sobre el uso de la tierra y los cultivos, la zona de olivos casi se triplicó. Los datos disponibles indican que una gran 18% del área total de olivos está en conversión. Esto hace esperable un aumento en la producción de aceitunas orgánicas.

El cultivo de olivo se destacó entre los cultivos industriales durante 2017, representando un 20%. Se observa la importancia del aceite de oliva orgánico en el mercado interno, habiéndose volcado al mismo, más de 5 mil litros desde 2016.

Fuente: Informe “Tendencias producción orgánica” 2019, Secretaría de Agroindustria

Destino de exportación del cultivo de olivo orgánico argentino

El principal destino de exportación de aceite de oliva orgánico en 2017 fue Estados Unidos, por un total de 971 mil litros. La tendencia está en alza y los volúmenes de producción se recuperan de la caída producida luego de 2015, pero con valores superiores a los registrados entre 2013 y 2014.

Es importante señalar que en estos datos, elaborados a partir de la información brindada por SENASA, sólo está contemplada la producción certificada para la Normativa argentina, quedando fuera la producción certificada bajo la normativa de EEUU (NOP-USDA). Esto sugiere que los volúmenes reales de exportación son superiores a los que se muestran aquí.

Fuente: Informe “Tendencias producción orgánica” 2019, Secretaría de Agroindustria

 

Un producto con gran valor agregado

A lo largo de los últimos años, el cultivo de olivo y su principal producto elaborado, el aceite de oliva orgánico, ha cobrado gran relevancia entre los consumidores argentinos quienes optan por un producto de excelente calidad, con gran agregado de valor y con las características que hacen a un producto orgánico certificado. Este cultivo muestra un gran potencial de crecimiento y desarrollo en miras hacia un mayor volumen de consumidores más exigentes e informados.

Las certificaciones de calidad nos permiten destacar nuestro producto, abriendo la posibilidad de introducirnos en un nicho de mercado que demanda productos provenientes de un sistema de producción sustentable y amigable con el medio ambiente.

¿QUERÉS CERTIFICAR ORGÁNICO? Contactanos!

Fuente: https://bit.ly/2Ie0O1t